HPP_img_8168 - Storch

Fertilidad y esterilidad

Según la definición generalmente aceptada, se habla de esterilidad (infertilidad) cuando una pareja no ha logrado el embarazo a pesar de haber mantenido relaciones regulares durante 1 año. Naturalmente no hay que esperar tanto tiempo para buscar asesoramiento médico, sobre todo si ya hay factores o sospechas que pueden constituir un verdadero factor de esterilidad. Entre estos factores se incluyen, por ejemplo, alteraciones del ciclo menstrual, antecedentes de inflamaciones en la región genital o intervenciones quirúrgicas.

Si existen tales factores, un simple diagnóstico o un tratamiento sencillo y conservador pueden ayudar a cumplir su deseo de lograr un embarazo.

Acudir a nosotros no significa entrar inmediatamente en una “dinámica de tratamientos agresivos”. Existen a menudo tratamientos sencillos que allanan el camino, aunque sean más largos que tratamientos “agresivos” o “invasivos” como la inseminación artificial.

Usted misma escogerá el tratamiento mediante el que desea alcanzar su objetivo y decidirá cuándo recurrir a nosotros y aceptar nuestra ayuda. Nuestro papel consiste en ayudarle por medio de nuestra dilatada experiencia a encontrar el camino hacia el tratamiento que mejor se adapte a sus deseos. Para ello hay que tener presente que tal tratamiento debe ser útil y albergar promesas de éxito, especialmente cuando el seguro médico, y por ende el resto de asegurados, van a participar en el tratamiento.

Nosotros le prestamos asesoramiento y le ofrecemos un tratamiento, le explicamos las ventajas e inconvenientes de cada tratamiento. Usted decide qué hacer.